Período: 19 al 25 de febrero de 2005

Esta semana los medios gráficos trataron casi excluyentemente el escándalo de tráfico de drogas desde Ezeiza a través de la empresa Southern Winds. El presidente Kirchner sostuvo que es una empresa privada y dio fin al subsidio que el Estado mantenía con ella. A su vez se creó una prefectura aérea y...

Descripción completa

Detalles Bibliográficos
Autores principales: D'Adamo, Orlando, García Beaudoux, Virginia, Pastore, María
Formato: Artículo
Lenguaje:Español
Publicado: Universidad de Belgrano . Centro de Opinión Pública 2012
Materias:
Acceso en línea:http://repositorio.ub.edu.ar/handle/123456789/1311
Aporte de:Repositorio Institucional - Universidad de Belgrano (UB) de Universidad de Belgrano Ver origen
Descripción
Sumario:Esta semana los medios gráficos trataron casi excluyentemente el escándalo de tráfico de drogas desde Ezeiza a través de la empresa Southern Winds. El presidente Kirchner sostuvo que es una empresa privada y dio fin al subsidio que el Estado mantenía con ella. A su vez se creó una prefectura aérea y se decidió que el ministerio del interior se hiciera cargo del control de los aeropuertos, mientras también el gobierno pasó a retiro a diez brigadieres e impuso como nuevo jefe aeronáutico a Schiaffino. En otro orden, el canje de la deuda que terminó el día 25 se supone cuenta con una alta adhesión, lo que implicó euforia en la Bolsa de Valores. Asimismo, las consecuencias de la tragedia de Cromañón siguen sucediéndose: fueron apresador el manager del grupo Callejeros y el jefe de seguridad de Cromañón, lo que dio impulso a que el grupo de rock decidiera dar su primera conferencia de prensa deslindando de responsabilidad a su manager. Por otra parte, fueron sonadas las declaraciones del vicario castrense, obispo Baseotto, en contra del ministro de salud; el presidente pidió al Vaticano su retiro así como se conocieron otros incidentes del vicario por lo que se lo acusa de antisemitismo, de defender la represión militar y de insultar a musulmanes. Entretanto, los piqueteros fueron limitados por un fiscal al no permitirles manifestar con palos y encapuchados, al tiempo que Castells era nuevamente detenido en la provincia del Chaco. Finalmente, la salud del Papa sigue preocupando ya que debió ser internado nuevamente por problemas respiratorios.