Bailar tango: una experiencia emocional estimulante

En el marco del psicoanálisis, a la luz de conceptualizaciones bionianas, se propuso investigar la experiencia emocional en bailarines y bailarinas de tango. El siguiente trabajo apuntó a: profundizar sobre los aportes de Wilfred Bion al psicoanálisis. Capitalizar la experiencia emocional producida...

Descripción completa

Detalles Bibliográficos
Autor principal: Iacovetta Raya, Romina
Otros Autores: Hernández, Cristina .
Formato: Tesis de grado Trabajo final de grado publishedVersion
Lenguaje:Español
Publicado: Facultad de Psicología 2013
Materias:
Acceso en línea:http://bibliotecadigital.uda.edu.ar/507
Aporte de:Biblioteca Digital de la Universidad del Aconcagua (UDA) de Universidad del Aconcagua - Mendoza Ver origen
Descripción
Sumario:En el marco del psicoanálisis, a la luz de conceptualizaciones bionianas, se propuso investigar la experiencia emocional en bailarines y bailarinas de tango. El siguiente trabajo apuntó a: profundizar sobre los aportes de Wilfred Bion al psicoanálisis. Capitalizar la experiencia emocional producida por el baile y, si es posible, aprender de ella. Existen particularidades de dicha danza tendientes a favorecer el contacto con las emociones, generar un resultado entre dos, ser sensible a la cercanía con el otro. Se trabajó desde la metodología cualitativa, con un tipo de estudio exploratorio. El diseño narrativo, mediante entrevistas semi-estructuradas, permitió recolectar datos sobre las historias de vida y experiencias de bailarines y bailarinas de tango para analizarlas. Participaron de la muestra intencional, no-probabilística, cuatro personas de distintas milongas de Mendoza: dos hombres y dos mujeres, adultos, que bailan tango de manera continua y sistemática durante cuatro años o más. Las preguntas que guiaron la investigación fueron las siguientes: 1. ¿Puede ser la práctica del tango una experiencia emocional y aprender de ella? 2. ¿Es posible acceder a la emocionalidad de la pareja de baile? 3. ¿De qué manera se realiza esta producción conjunta sin que la comunicación verbal esté presente? 4. Qué papel juegan las percepciones al momento de interpretar la marca del compañero de baile? 5. ¿Bailar tango es una actividad que permite integrar emociones, cuerpo y mente y así producir pensamientos? 6. ¿La práctica del tango puede ser una herramienta que enriquece, en algún sentido, la vida de los bailarines? Los resultados arrojaron que, el bailar tango, produce una experiencia emocional donde los bailarines aprehenden y aprenden de ella. En el encuentro que se da en la pista de baile logran conectar con la emocionalidad propia y la de su pareja, Se observó que es una experiencia que se corresponde con el accionar de la mente muscular, en el sentido de que es una acción para comunicar, generando una armoniosa producción conjunta.